En fecha 07 de Julio de 2004, procediendo en nombre del Instituto Venezolano de Ciencias Forenses, asociación civil sin fines de lucro y en el mío propio, como ciudadano inscrito en el Registro Electoral, comparecí ante el Consejo Nacional Electoral (CNE) a denunciar las graves violaciones a las normas legales como la Ley de Mensajes de Datos y Firmas electrónicas, aprobada en este mismo periodo presidencial por el Ejecutivo Nacional , por lo que solicitamos en esa oportunidad suspendiera el proceso de automatización en las votaciones hasta que se cumplieran los mandatos establecidos en esta Ley y en su defecto se cumpliera con los criterios mínimos de seguridad informática aceptados internacionalmente.