VIOLACIÓN DE LA ORDENANZA DE PROTECCIÓN ANIMAL POR TERCERA
VEZ CONSECUTIVA, EN EL MUNICIPIO GUAICAIPURO
Por Angela Expósito

No existe moral por parte de la máxima autoridad municipal de Guaicaipuro, para exigir el cumplimiento de Ordenanzas a la comunidad, cuando es éste, que por tercera vez consecutiva, NO hace cumplir, las disposiciones contenidas en los instrumentos legales vigentes, aprobados, en cámara municipal. Nos llama la atención que esta irregularidad de otorgar permisos a circos en áreas pobladas, se haya convertido en una acción, que ya forma parte de la agenda de la gestión municipal, a sabiendas que el art. 20 de la ordenanza de protección animal lo PROHÍBE.